jueves, 4 de septiembre de 2008

Picos de Europa.

A las 8 de la mañana entrábamos por Santa Marina de Piedramuelle en la autopista con destino a Fuente Dé. Hasta casi Llanes, no paró de llover y solo en el desfiladero de La Hermida vimos los primeros rayos de sol. A las 10,30 estábamos en Fuente Dé, bajo una intensa lluvia y con todo el paredón tapado por la niebla. La web-cam instalada en las taquillas que ofrece información de la estación superior, tampoco ponía las cosas muy esperanzadoras: 1005 milibares de presión atmosférica, lluvia y 10ºC de temperatura. Esperamos, de todas formas, hasta casi las 11,50 viendo que a ratos despejaba algo y la presión estaba subiendo. La decisión final la tomamos tras hablar con gente que bajó y que nos comentó que un momento en que se había ido la niebla, habían visto todos los picos. Así pues, por arriba no estaba cerrado. Cogimos el teleférico y a las 12,10 comenzamos a caminar pista arriba hacia la horcadina de Covarrobles con este panorama:
Photobucket

La padiorna y la torre de Altaiz, por momentos, se veían así:
Photobucket

En el jou de Lloroza, solo el pozo superior tenía agua:
Photobucket

y en la Vueltona, nos sorprendió encontrar aparcada una furgoneta del Jardín Botánico de Gijón:
Photobucket

Aunque hacía bastante frío, seguimos ascendiendo siempre con la Torre de Horcados Rojos como faro, aunque aquí también se ve el Tesorero semidespejado:
Photobucket

El tiempo iba despejando, las menos de las veces, y encapotándose, las mas, alternativamente. En la subida se veía así la Torre Blanca y sus adláteres:
Photobucket

Poco después comenzó a llover y buscamos techo, a este primer chubasco, bajo un gran bloque de piedra:
Photobucket

En esta espera decidimos cambiar nuestro plan ( consistía en subir al collado de la Canalona y desde él girando a la izquierda ascender al Pico Santa Ana Oriental, bajar a la Collada de Santa Ana y desde ella por la parte alta de los Boches, pasar a la torre de Horcados Rojos, descender a la horcada de los Horcados Rojos y regresar por el camino habitual al Cable). Viendo el cambio del tiempo, iríamos directamente a Horcados Rojos y de la horcada, subir a la Torre que era el único pico que permanentemente estaba despejado.

Así pues, una vez reemprendida la marcha:
Photobucket

Dejamos de lado el camino que asciende al Collado de la Canalona y por debajo de las agujas de la Canalona y Bustamente:
Photobucket

enfilamos hacia Horcados Rojos con el refugio de Cabaña Verónica a la vista:
Photobucket

A la altura de los Hoyos Negros, en vez de acercarnos a Cabaña Verónica, nos dirigimos directamente hacia los Horcados Rojos:
Photobucket

pero antes de llagar a la Horcada, comenzó a llover de nuevo, esta vez intensamente y con un fuerte viento. LLegamos a la Horcada y nos refugiamos protegidos con las rocas que dan al jou de los Boches, pues la ventisca venía desde Verónica
Photobucket

Desde estas rocas, se veían así el Tiro Navarro y el pico Santa Ana:
Photobucket

Esperamos a que amainase un poco la lluvia y ya desde el vivac que hay en la misma horcada, en un momento que despejó algo, hicimos la típica foto del Urriellu:
Photobucket

y junto a un matrimonio residentes en Galicia que habían llegado hasta alli, barajamos la posibilidad de subir a la Torre, esta era la subida:
Photobucket

y apunto estuvimos, animados por un tercer montañero que llegó posteriormente, pero el frío, el viento - una vez que salías del vivac- y el agua, nos hicieron tomar la decisión de volvernos desde allí. ¡¡¡ Otra vez será !!!

Pese a todo, ya en los bajeros de la Peña Olvidada, con mejores condiciones, pudimos disfrutar con este rebaño de rebecos:
Photobucket

así como de imitar con "buen humor" la cara de simio de la propia Peña Olvidada:
Photobucket

Llegados abajo, el paredón de Fuente Dé, seguía viéndose de esta manera:
Photobucket



Como resumen, deciros que pese a la adversidad climatológica, para Eva y Enol resultó, pese a la mojadura y el frío, una excursión inolvidable pues era la primera vez que se adentraban y pateaban por el "universo" Kárstico de los Picos y, así mismo, alucinaron con la vista del Jou de los Boches desde Horcados Rojos. Para mí ,que no volvía a esta zona desde Agosto de 1981, pues resultó también una excursión muy emotiva y de reencuentro. Bueno amig@s pues esto ha sido todo; espero que os haya gustado y que tengais mejor tiempo los que salgais este fin de semana a cualquiera de los innumerables montes de nuestra Asturias.
Saludos de Eva, Enol y Jose.

1 comentario:

  1. Muy guapas esas fotos. Vaya chavales más valientes. Enhorabuena

    ResponderEliminar