jueves, 12 de julio de 2012

Grajal, Morra de Lechugales y Jierro.


El pasado sábado día 7 (San Fermín), tuve la oportunidad de acompañar a los amigos Cariam del foro Asturmet a una ruta por el macizo oriental de Picos de Europa de la que habíamos hablado hacía unos meses. Junto con ellos: Paris, Nacho y Honorio - guía, éste último, de TocandoCumbre-  conformamos el grupo que la realizaríamos aupándonos desde el casetón de Ándara al techo del macizo: La Morra de Lechugales, pasando así mismo por el Grajal de arriba y la pica del Jierro. Este es el relato de un gran día de montaña en el que personalmente volví a dicho macizo después de 35 años.



Casetón de Ándara. Inicio de la ruta. Mis amigos han pasado la noche en Sotres lo cual tiene sus compensaciones ahorrándonos la subida desde Escarandi. Por cierto, en el camino vimos a Sito y Cris. Íbamos al completo y no pudimos subirlos. Después tampoco coincidiríamos por arriba. Desde aquí, un cariñoso saludo para ambos.
 Photobucket

Salimos por el camino que parte a la izquierda del refugio y vamos ganando altura sobre el mismo
Photobucket


Ascendiendo por la canal que discurre por los bajeros del Mancondíu en busca del sol que luce más arriba
Photobucket



Llegamos a un rellano con un muro-vivac y una charca al que por la derecha llega la pista que viene de las minas de Mazarrasa (por aquí volveremos), mientras a la izquierda, en lo alto, se ven unos cierres hacia los que nos dirigimos
Photobucket

Vista del rellano desde los cierres
Photobucket


Vista desde los cierres, que evitan posibles caídas de ganado a los pozos, hacia adelante
Photobucket


Poco más arriba, en vez de continuar recto hacia la collada de Trasmancondíu, hacemos este visible giro a la derecha
Photobucket
(veníamos ascendiendo por el punteado rojo. En la niebla está el Casetón)

Para seguir la pista y ascender en dirección al Castillo de Grajal que asoma tímidamente
Photobucket

Mientras a nuestra izquierda van dejándose ver el Samelar y Sagrado Corazón.
Photobucket

La pista va ascendiendo y rodeando hacia la derecha una pequeña prominencia por la que pronto vemos de frente el Castillo de Grajal, el Grajal de abajo y el collado entre ambos hacia el cual nos dirigimos
Photobucket
Mientras a la derecha se ven del Valdominguero al pico Boru y toda la zona de explotación de Mazarrasa



Alcanzamos el collado sin mayor dificultad.
Photobucket



Desde él, así se ve la zona por la que hemos llegado destacando el Mancondíu a la derecha y los pequeños cuetos de la Cueva y la Ramazosa a la izquierda
Photobucket


Hacia adelante avanzamos siguiendo el camino bien jitado, por un pequeño valle encajado
Photobucket

En el que cuando el camino gira a la derecha, nosotros lo abandonamos para siguiendo un sendero que asciende por la loma izquierda hacia lo alto de la misma
Photobucket

Vista atrás de la parte alta del pequeño valle y lugar donde parte el sendero, con el Mancondíu asomando
Photobucket

Ganarla en una colladina
Photobucket


Desde la que se ve, en nuestro caso entre la niebla, la vega del Hoyo oscuro y los paredones de la Junciana y Rasa de la Inagotable que lo cierran al frente.

Photobucket

Desde esta colladina, proseguimos a la derecha, por una zona de mantenida pero suave pendiente, con vistas a nuestra izquierda de la Rasa
Photobucket


Vista atrás de esta zona con el Mancondíu ya superado en altura y desde la que se divisa perfectamente ya el mar Cantábrico
Photobucket  

Que nos conduce, adentrándonos en la niebla,
Photobucket

al collado del Mojón entre la Rasa de la Inagotable a la izquierda y el pico Grajal de abajo, a nuestra derecha
Photobucket

hacia donde hemos de proseguir ruta, perdiendo unos metros de desnivel para bordearlo pegados a sus paredes
Photobucket


hasta encontrar una pista, bastante evidente pero muy desdibujada por las piedras 
Photobucket


por la que avanzamos hasta situarnos bajo una horcada entre el Grajal de Abajo y el de Arriba
Photobucket

momento en que abandonamos la pista y ascendemos por un senderín hasta la horcada
Photobucket

desde la que vemos en frente  el pico Valdominguero
IMG_8933

Un respiro contemplando estas hermosas vistas  y seguimos ruta por el camino recorriendo la cresta
Photobucket

Dejando a la izquierda de la marcha la canal de las Arredondas que se precipita hacia Lon
Photobucket

Por la cresta vamos ganando altura,
Photobucket

discurriendo el camino siempre bien jitado, unas veces por la ladera que da al Jou Lleroso
Photobucket

donde pasamos junto a estos pozos
Photobucket

y tras rebasarlos, por la ladera que da a las Arredondas
mucho más suave y con mas vegetación
Photobucket

alcanzando esta llamativa horcada
Photobucket


donde un sendero perfectamente jitado nos saca a la derecha del camino por el que venimos, 
Photobucket


haciéndonos ascender un pequeño resalte rocoso
Photobucket


por el que una vez sobrepasado, ganamos altura por una ladera de hierbas y piedras
Photobucket
Photobucket


por la que ganamos la cumbre del Grajal de Arriba.
Photobucket


En la cumbre  un pequeño y solitario rebeco centra nuestra atención

Hasta que aparecen entre la niebla las desdibujadas figuras del Jierro y La Morra
Photobucket


Momento en el que reanudamos la marcha descendiendo unos metros
Photobucket




 hacia la cresta que une ésta cumbre con el Jierro
Photobucket

Perdiendo algo más de altura
IMG_8976


y avanzando  por la vertiente que cae hacia el hoyo del Evangelista
Photobucket


 para después subir hasta una pequeña collada junto a este resalte en la misma cresta
Photobucket

desde la que se ve el pico Valdominguero y el verde collado del mismo nombre que da paso en la vertiente opuesta a la vertiginosa canal de Jidiellu
Photobucket

Bordeamos el resalte por su izquierda, vertiente del hoyo del Evangelista, siguiendo los jitos por la base de su pared
Photobucket

Y algunos puntos de pintura roja
IMG_8986

Llegando a la collada que hay tras él desde la que hacia atrás, así se ven los paredones de los Grajales cayendo imponentes al Jou Lleroso
Photobucket

Continuamos un tramo sobre la misma crestería, un poco escorados hacia la vertiente del Valdominguero y con el Jierro en frente
Photobucket

Para a continuación pasar a la contraria, sobre el hoyo del Evangelista, con la Morra, de la que no se ve la cumbre, delante con sus dos característicos neveros hacia los que hemos de dirigirnos
Photobucket


Mirando atrás, vemos la última collada desde la que venimos, el hoyo del Evangelista con el alargado nevero que aun resiste en él y cerrándolo el Silla Caballo bajero y dejándose entrever, la canal de Truéganos
Photobucket

Un detalle
Photobucket

Seguimos avanzando hacia los neveros para lo cual hay que ganar un poco de desnivel
Photobucket
(en la foto, marcado de rojo el itinerario de subida que evitando pasar junto al nevero –en esta ocasión ya no había dificultad pues estaba ya alejado de la roca y sin rimaya entre ambas pero para evitar el incómodo pedrero- lo hicimos bien aconsejados por Honorio, por la grieta a su izquierda que no representa mayor dificultad)



Detalle de la misma más cerca
Photobucket


Donde una vez superada, y siguiendo una traza de sendero, se hacen un par de pequeñas revueltas tomando dirección hacia la collada entre La Morra y El Silla Caballo Cimero
Photobucket

Que ganamos fácilmente
Photobucket


Y que da paso a la canal de Lechugales  con el valle a 1.750 metros más abajo
Photobucket


Desde la collada, vemos por vez primera la cumbre de La Morra aunque tras un reconocimiento de Honorio,
Photobucket

opina que es mejor que retrocedamos desde la collada para evitar unos malos pasos, ganando altura por una traza de sendero con algún jito, pegados a la parte baja de los paredones  y salvando el nevero más alto, por encima
Photobucket

hasta poco después de rebasarlo, encontrar esta revuelta que se ve en la foto, por la que nos aupamos a la parte alta de los paredones
Photobucket

llegando a una horcadina situada a la derecha de esa pequeña aguja
Photobucket

desde la que se ve esplendoroso el macizo central del que nos separa el valle del Duje 1.200 mts mas abajo
Photobucket
(en el paredón de la izquierda, se ve el camino por el que regresaremos que nos dejará unos metros por debajo de ésta horcadina)

Atacamos la base de la pequeña aguja, bordeándola posteriormente por la derecha
IMG_9031

Perdiendo unos metros para seguir el sendero que nos lleva a una vira
Photobucket


Por la que alcanzamos la planicie anterior al último mogote rocoso que conforma la cumbre
Photobucket

No sin antes, desde la misma vira, contemplar esta bella imagen del central con un rayo de sol iluminando la sur del Naranjo.
Photobucket

Llegados al mogote final, nos encontramos ante el famoso paso de los cuatro metros.


Photobucket




 Está equipado con una cuerda fija (siempre adoptar las debidas precauciones antes de fiarse a ciegas sin conocer su estado). Honorio se adelanta e instala una segunda que lleva él para quien desee usarla y desde media subida guía la de cada uno de nosotros indicándonos los puntos de apoyo y trasmitiéndonos total seguridad en el paso que vamos superando uno a uno
IMG_9064


Photobucket
Photobucket

Tras él, unos metros de fácil ascenso y estamos en la cumbre
Photobucket

Las vistas fabulosas en todas direcciones:

Al norte:
Vista de la Pica el Jierru
Photobucket

Al este:


El Silla Caballo cimero y a sus pies la canal de Lechugales. A su izquierda, costa cantábrica y a su derecha, valle de Liébana con Potes
Photobucket

Al sur:
Cortés, Prao Cortes y las ya verdes cumbres de Avenas. Valles hacia San Glorio con el pico Coriscao y cumbres de la montaña Palentina: Curavacas, Espigüete, casi cubierto por las nubes, al igual que Peña Prieta y Tres Provincias
Photobucket

Al oeste:
Desplegado ante nuestros ojos el Macizo Central 
Photobucket


Disfrutamos durante tres cuartos de hora de estas panorámicas hasta que toca iniciar el descenso. Volvemos hasta el paso 
Photobucket


donde nuevamente Honorio nos guía con maestría haciendo un descenso del mismo sin contratiempo  alguno




video







Para a continuación seguir por un nivel un poco más bajo del que habíamos venido hacia la horcadina, disfrutándolo por un camino con unas vistas magníficas
Photobucket

Desde la horcadina, repetimos el camino aunque descendemos por el pedrero entre el nevero y las rocas y seguimos mas o menos en horizontal hasta colocarnos a la altura entre La Morra y el Jierro
Photobucket

 Lugar donde comenzamos a ascender hacia éste
Photobucket

Vista atrás del itinerario seguido -punteado en azul- hasta mitad de la ladera del Jierro
Photobucket

Alcanzando la cumbre sin dificultad alguna
Photobucket

Las vistas muy guapas:

Hacia la Morra y los dos Silla Caballos
Photobucket

Hacia el Central

Photobucket

 El tiempo está cambiando rápidamente y han comenzado a formarse nubes en el fondo de los valles y a subir hacia las cumbres. El Torrecerredo hace acto de presencia
Photobucket

Mientras descendemos unos metros por la ladera del Jierro que da a el Jou Lleroso
Photobucket
Donde hacemos un alto protegidos del viento para comer.

Tras el alto, emprendemos la marcha descendiendo hacia los Campos de Valdominguero, esa planicie herbosa situada a la izquierda del collado de Valdominguero
Photobucket

Por una larga ladera pedregosa
Photobucket
(vista atrás)

Hasta que poco después de sobrepasar una canal que saliendo a la izquierda, rompe la continuidad del hombro por el que descendíamos
Photobucket

Llegamos a una zona más abrupta en la que un pequeño destrepe nos sitúa en la parte alta de un pedrero que hacia la derecha desciende con bastante pendiente hacia el Juo Lleroso
Photobucket

Y por el que bajamos
Photobucket
(vista atrás)

Entre una franja herbosa a nuestra izquierda y unos neveros que dejamos a la derecha
Photobucket

Para ir al encuentro del sendero que viniendo del collado Valdominguero, atraviesa el pedrero para continuar bordeando el Jou Lleroso por los bajeros de Los Grajales
Photobucket

Alcanzado éste, tan solo queda seguirlo bordeando el jou por la derecha, a media altura
Photobucket

En busca de la zona conocida por los Vallejucos, a la que da acceso esa collada herbosa
Photobucket


Desde la que hacia atrás vemos el terreno descendido
Photobucket

Y hacia adelante vemos el que resta por recorrer con la opción de bajar hacia la zona verde donde está la laguna de Valdominguero y la majada de Redondal, o seguir el  camino superior que pasa el hombro a media altura

Photobucket

Sin una determinación clara de cual escoger, seguimos el de momento común camino, descendiendo desde la collada
Photobucket
(vista hacia atrás)

Bordeando los Vallejucos  que presentan este aspecto, 
Photobucket


por su derecha
Photobucket

Siguiendo el sendero que atraviesa una zona de bloques
Photobucket

Que enlaza con la caja de una desdibujada pista, armada en algunos tramos
Photobucket

Por la que nos adentramos en la niebla y seguiremos el mencionado camino superior que pasa el hombro del Grajal de abajo a media altura
Photobucket

Y como no, además de niebla, nos sorprende un fuerte chaparrón (ver el tamaño de las primeras gotas en las piedras)
IMG_9281

Y  posteriormente se convierte en pertinaz lluvia que no nos abandonará el resto de la ruta. Aquí, por las cercanías del collado de la Aldea con el Mancondiu y el diente entre la neblina
Photobucket

Una zona poco más abajo, algo mas despejada de niebla
Photobucket

El descenso hacia el casetón de Ándara, sumido en nubes y que evitaremos descendiendo por el sendero que por la ladera izquierda sale a la pista un tramo más abajo de la ubicación del refugio
Photobucket

Estado de la pista
Photobucket

Y llegada al Jitu de Escarandi
Photobucket

Donde al abrigo de los coches damos por finalizada esta preciosa ruta a la que ni el mal tiempo de este último tramo ha conseguido deslucir. En definitiva, gran jornada de montaña  por el Oriental con unos compañeros fabulosos.

Como siempre, los tiempos orientativos:
Recorrido en coche
Oviedo – Sotres……………………………………………………..120 minutos

Recorrido a pie:
Casetón de Ándara – collado del Castillo……..................................48 minutos
Collado del Castillo – collado del Mojón…………………...............42 minutos
Collado del Mojón – cumbre Grajal de Arriba…………...................41 minutos
Grajal de Arriba – Paso del mogote final ………….……................. 60 minutos
Una vez superado el paso a cumbre…………………………..........  3 minutos
De la Morra (abajo del paso) – Pico Jierro………………................ 35 minutos
Pico Jierro – inicio del pedrero Jou Lleroso……………….............. 12 minutos
Descenso hasta enlace camino del Cdo Evangelista…...................... 20 minutos
Bordear jou Lleroso……………………………………………..…. 20 minutos
Bordear los Vallejucos…………………………………………...… 25 minutos
Desde el hombro (niebla) – a la pista…………………………........ 30 minutos
Del entronque con la pista – jitu Escarandi……………….. .............45 minutos

Pues esto ha sido todo. Espero que os haya gustado y para mí que fue la primera incursión seria en este macizo pues tan solo había estado en el Pico Cámara, justo al extremo opuesto, me resultó una ruta inolvidable.
Saludos y hasta pronto.
.
.
.
.
.
.
.

10 comentarios:

  1. Paso la tarde viendo e imaginando vuestras excursiones. ¡Qué envidia! A nosotros ya nos quedan un poco grandes. Sólo eché de menos la información sobre el desnivel acumulado. Se nota que disfrutasteis de lo lindo. Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola amigos: gracias por el comentario. Sobre el tema del desnivel acumulado he de deciros que aun no he introducido las nuevas tecnologías en la montaña. Quiero decir con ello, que aun voy a las rutas sin GPS. Utilizo comentarios de otros montañeros y sigo con mapa y brújula. Ya se....algo anticuado pero me gusta así.Un cordial saludo.

      Eliminar
  2. Gracies Jose, que decir........????
    una pena no poder acompañaros
    muy guapa descripcion de una treemenda excursion¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  3. Un rutón que fice fai bien pocu tamién... una suerte contar con un día pelín meyor que'l nuesu y sobretou con un guía como Honorio.

    Un abrazu Jose

    ResponderEliminar
  4. Vaya con la última trepada de La Morra, corta pero con fundamento...
    Si quieres hacer algo muy bonito en El Oriental, busca un grupo de gente que quiera hacer La canal de Lechugales, es duro pero te llevarás un recuerdo inborrable.
    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  5. Buena actividad Jose. Es una ruta bien guapa. Cuando subi hace unos años a la Morra, la combinamos con otras 4 cumbres en un día de esos de enmarcar, entre ellas la Silla de Caballo Cimero, que me pareció guapísima. La verdad es que el macizo de Andara es pequeño, pero a mi me gusta mucho. Aún me quedan cosas pendientes por ahí, así que tendré que volver.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Hola Jose, que buena ruta, lástima del la niebla y la lluvia de última hora. Conozco bien la zona y se que es preciosa, a mi me encanta. Me hiciste recordar una de mis ascensiones a esa cumbre, cuando hablas de la Canal de Lechugales, por ella ascendimos tres amigos y yo desde tanarrio, haciendo también La Silla de caballo Cimero, La Pica del jierru y Los Picos del Jierru. Fue sin duda, la jornada mas dura de todas las ascensiones que hice a La Morra.
    Y como ya sabes, al día siguiente estuve yo con el mi nietu por esa zona, así que casi coincidimos.
    Un saludo amigo

    ResponderEliminar
  7. La verdad que viendo los reportajes de Picos, es imposible que no te den ganas de arrimarte y hacer rutas sin parar. A ver si aprovecho debidamente las vacaciones y me acabo de iniciar del todo en el Parque. Tremenda ruta Jose, un saludo.

    ResponderEliminar
  8. Que buena ruta, la tengo marcada para este verano si no cambia nada. Tu reportaje me vendrá genial
    Un saludo

    ResponderEliminar
  9. En el foro de asturmet, buscando información sobre el Joyadongo y el Mofrechu para hacer una circular desde Santianes del Agua, he leído tu pregunta sobre el cresterío precioso que se ve desde la autopista. Yo creo que he sido el último o de los últimos en hacerlo ya que las hierba llegan en algunos sitios hasta la cintura, hay bastates árgames (pinchos) que te dejan de la rodilla para abajo bien pinchao y el sendero que existió en su día sólo lo encuentras alguna vez. Por lo demás cresterío fácil (lo realicé sentido Cuetos Medios a la Corona) excepto la canal herbosa final con hierbas altas y mucha pendiente (abstenese mojada) que acaba justo en un caserío encima de la carretera al lado del bar. LLevar por lo menos un bastón, para apartar la maleza que a veces tiene trampas (cambio de nivel, rocas más elevadas unas que otras, etc.). En definitiva recorrido muy salvaje y quizás por ello precioso. Comienza casi al llegar al caserío de Peme - subiendo por las rocas junto a un prado a la izquierda. Salud y buena ruta. Santos

    ResponderEliminar